Un hombre mata al novio de su hija por venderla a una red de tráfico sexual

4660A9A1-1317-4A47-AA0C-3A7B00B0EB2D
PHOTO-2021-02-01-11-38-37
WhatsApp-Image-2021-02-08-at-9.49.31-AM-300x300
jd letreros
D7F4F620-7C8D-442E-BA8D-23F67C6DE63B
CD03BD4F-CF11-4707-BB99-84C9271343C4
Tienda Jiménez
Playero
8CCE2FB0-7697-4E35-809A-F381BE783317

Lee y Comparte

Shares

La Policía de Spokane, ciudad del estado de Washington (EE UU), detuvo el pasado 29 de octubre a un hombre por haber asesinado al novio de su hija, menor de edad, después de que este la vendiese a organización dedicada al tráfico sexual, según informa NBC.

Los hechos se remontan al año pasado, cuando en noviembre de 2020 John Eisenman, de 60 años, se enteró de que la pareja sentimental de su hija, Andrew Sorenson, de 19, la había vendido un mes antes a una red de explotación sexual de Seattle por una cantidad de 1.000 dólares.

El hombre se desplazó entonces a dicha ciudad para recuperar a su hija y ponerla a salvo en Spokane. Después, sabiendo que Sorenson estaría en un lugar a las afueras de la urbe, fue hasta allí y le secuestró atándolo e introduciéndolo en el maletero del vehículo de su prometida, explica la Policía en un comunicado.

Entonces, le golpeó en la cabeza con un bloque de hormigón y le apuñaló en varias ocasiones hasta que el joven murió. «Tras el homicidio», prosigue la nota, «condujo el vehículo hasta una zona remota (…) y abandonó el coche con el cuerpo aún dentro».

El cadáver ha estado en ese lugar desde entonces, hasta este pasado mes de octubre cuando dos personas localizaron el vehículo y al abrir el maletero descubrieron que estaba allí el cuerpo sin vida de una persona, lo que llevó al inicio de la investigación policial, recoge The New York Post.

Lo primero que se preguntaron los oficiales es a quien pertenecía el vehículo, lo que les llevó hasta la casa de Eisenman, que aseguró que les habían robado el coche el año anterior.

Poco después, un vecino llamó a las autoridades para informarles de que el hombre había confesado matar a una persona y haber dejado el cadáver en el maletero de un coche, lo que llevó a su arresto.

El detenido admitió ser el autor del asesinato y está en prisión con una fianza de un millón de dólares, para la que su hijastra, Ashleye Kross, ha pedido ayuda a través de un crowdfunding en GiveSendGo porque «hizo lo impensable» para «salvar a su pequeña de una vida indescriptible».

SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

 

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.