OMS advierte no es seguro ómicron caiga en el mundo tan pronto

4660A9A1-1317-4A47-AA0C-3A7B00B0EB2D
PHOTO-2021-02-01-11-38-37
WhatsApp-Image-2021-02-08-at-9.49.31-AM-300x300
jd letreros
D7F4F620-7C8D-442E-BA8D-23F67C6DE63B
CD03BD4F-CF11-4707-BB99-84C9271343C4
Tienda Jiménez
Playero
8CCE2FB0-7697-4E35-809A-F381BE783317

Lee y Comparte

Shares

Ginebra.- La actual ola global de contagios por la variante ómicron podría no bajar tan rápidamente como lo ha hecho en Sudáfrica, el primer país donde se detectó esta nueva cepa, advirtió hoy un experto de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

«Hay que ser cautos, porque Sudáfrica tuvo una situación similar con la variante alfa en 2020», recordó en rueda de prensa el epidemiólogo Abdi Mahamud, jefe de la oficina de gestión de incidentes de la OMS.

Afirmó además, que «las tasas de hospitalización y fallecimientos por COVID-19 han sido afortunadamente muy bajas».

Dijo también, que aunque en este caso, como en el anterior no se pueden extrapolar totalmente los datos, porque cada país es único.

Según cifras de OMS, Sudáfrica alcanzó su último pico de casos a mediados de diciembre, después de duplicar durante varias jornadas el número de casos.

Sin embargo desde entonces esas cifras han caído a la misma velocidad a la que subieron.

Mahamud indicó que por ahora la variante ómicron se ha detectado en 128 países del planeta.

«Aunque seguramente en el resto también habría sido reportado si tuvieran la capacidad técnica».

La actual ola se sigue caracterizando por una esperanzadora desvinculación entre casos (que aumentan exponencialmente en muchos territorios) y muertes, que se mantienen estables, destacó.

«El principal mensaje es que si estás vacunado estás protegido», añadió el epidemiólogo, señalando que vacunas siguen mostrándose eficaces para evitar hospitalizaciones y fallecimientos por COVID-19.

Mahamud agregó que diferentes estudios científicos están indicando que la variante ómicron tiende a infectar sólo la parte superior del cuerpo.

«A diferencia de otras que podían afectar a los pulmones y causar neumonía severa, son buenas noticias, pero requieren más estudios para confirmarlo», subrayó Abdi.

SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.