Ministro Defensa niega presencia de blindados para desactivar huelga en San Francisco de Macorís

SANTO DOMINGO. El mnistro de Defensa desmintió que se haya enviado tanques de guerra, vehículos blindados y helicópteros especiales de transporte de tropas para militarizar a San Francisco de Macorís durante la reciente huelga realizada por grupos populares en esa localidad.

El teniente general Rubén Paulino Sem informó que en el lugar sólo estuvo una unidad militar de tropas regulares, con flotilla vehicular de transporte liviano, con el objeto de apoyar a la población para que la misma pudiera realizar sus actividades de una manera normal, en un ambiente distendido y que los comercios pudieran realizar normalmente sus actividades.

El alto militar explicó que las Fuerzas Armadas juegan un rol de apoyo a la Policía Nacional, para coadyuvar a sostener el ambiente de paz y seguridad que debe reinar en la ciudadanía, y que en esa función estuvo en la provincia Duarte, cumpliendo instrucciones del presidente Danilo Medina.

Durante el desarrollo de un paro organizado por el Frente Amplio de Lucha Popular (FALPO) fue muerto de un balazo por la espalda el dirigente de esa organización Vladimir Baldera y otros siete resultaron heridos, así como decenas de detenidos, circularon también fotografías falsas en las redes sociales de tanques de guerra, helicópteros, aviones y otros pertrechos militares de alto calibre.

Condenan presencia militar

En Santiago, varios dirigentes comunitarios y de la Comisión de los Derechos Humanos de esta ciudad criticaron ayer el gran despliegue policiaco-militar para contrarrestar el movimiento huelgario de San Francisco de Macorís.

Consultados por Diario Libre, los dirigentes comunitarios y populares entienden que se violaron los derechos de los ciudadanos a protestar y exigir en las calles obras y servicios que muchas veces les son prometidas por autoridades nacionales, principalmente en época de campañas electorales.

Abel Rodríguez, presidente del Comité Unidos para Vencer (CUPAVE) de Licey al Medio calificó de “inaceptable” el comportamiento de las fuerzas militares y policiales contra el movimiento huelgario y sus moradores en las Guáranas y San Francisco de Macorís. Dijo que esas acciones demuestran que el Gobierno busca un referente para criminalizar los movimientos de protestas populares, lo cual desde ya rechazan las organizaciones comunitarias y las juntas de vecinos. Mientras que Dionicio Jerez, representante en esta ciudad de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), calificó de brutal y abusivo el comportamiento de los agentes policiales y efectivos militares esta semana en Macorís.

Indicó que no sólo son los organizadores de las protestas los que sufren las consecuencias del uso de bombas de gases y disparos, sino todos los moradores de las comunidades donde se realizan las paralizaciones de actividades.

Via: DIARIO LIBRE

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.