Dos oficiales han fallecido y otros 50 tienen Covid-19

4660A9A1-1317-4A47-AA0C-3A7B00B0EB2D
PHOTO-2021-02-01-11-38-37
WhatsApp-Image-2021-02-08-at-9.49.31-AM-300x300
jd letreros
D7F4F620-7C8D-442E-BA8D-23F67C6DE63B
CD03BD4F-CF11-4707-BB99-84C9271343C4
Tienda Jiménez
Playero
8CCE2FB0-7697-4E35-809A-F381BE783317

Lee y Comparte

Shares

Santiago. En los cinco meses y tres días de pandemia del Covid 19, la Dirección Cibao de la Policía Nacional, que abarca las provincias Santiago, La Vega y Espaillat, ha visto fallecer a dos oficiales, mientras otros 50 de sus miembros se han contagiado.

El caso más reciente es el del mayor policial José Luis Méndez Cruz, de 40 años, quien murió la noche del miércoles tras permanecer más de 50 días ingresados en la Clínica Unión Médica del Norte afectado por coronavirus. Méndez Cruz estaba adscrito a la policía judicial y sirvió durante muchos años en el Palacio de Justicia Federico Álvarez.

Fuentes policiales creen que pudo contagiarse con algunos internos de los que son llevados a la “carcelita” que opera en el sótano. Recientemente un primo del oficial falleció por Covid-19.
El otro caso se trata del capitán Juan Antonio Florentino, de 54 años de edad, quien falleció el día 14 del mes de abril mientras recibía atenciones en el hospital universitario Luis Morillo King en La Vega.

En la larga lista de afectados por el Covid-19 y que se han recuperado figuran los comandantes de las plazas de La Vega, un coronel de apellido Carrasco y el también oficial Lora, de Marilópez, en la zona sur de Santiago. Las autoridades policiales de esta zona confirman que entre los afectados por el coronavirus figuran cuatro coroneles, 10 con rango de mayor y el resto capitanes y tenientes.

El pasado 26 de julio, el entonces director de la Policía Nacional, mayor general Ney Aldrin Bautista, reveló que siete agentes habían fallecido y 800 resultaron afectados por el Covid-19 desde que empezó la pandemia.

Entre las preocupaciones externadas por algunos agentes que lo hacen en condición de anonimato, está la falta de protección adecuada para poder realizar los operativos diarios. En muchas ocasiones tienen que montarse juntos en las camionetas donde suben a los que violan el toque de queda o por falta de mascarillas. De los 36 fallecidos reportados en el día de ayer, por el Ministerio de Salud Pública, ocho ocurrieron en Santiago de los caballeros.

SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.