Detienen en Honduras un “coyote” nacional con 32 haitianos que iban a EE.UU.

Tegucigalpa.- Las autoridades de Honduras detuvieron a un “coyote” hondureño, supuesto traficante de personas, por transportar de manera ilegal a 32 ciudadanos de Haití que se dirigían a Estados Unidos, informó este lunes la Policía Nacional.

La detención, según un comunicado de la Policía hondureña, se produjo en el departamento de Choluteca, fronterizo con Nicaragua, cuando los inmigrantes viajaban en un autobús conducido por el “coyote».

El hondureño detenido, de 51 años y chófer de autobuses de profesión, fue puesto a disposición judicial y será acusado por el delito de tráfico ilegal de 32 inmigrantes haitianos, añadió.

El hombre fue capturado por agentes de la Policía de Fronteras, Prevención y el Grupo de Operaciones Especiales Tácticas (Goet), de la Policía Nacional, en el municipio de Namasigüe, Choluteca. La Policía señaló que el hondureño trasladaba a los inmigrantes desde Choluteca, en el sur de Honduras, hacia la frontera con Guatemala para seguir en ruta hacia Estados Unidos.

Los haitianos permanecen retenidos en una oficina del Instituto Nacional de Migración en Choluteca, donde las autoridades decidirán si les concederán un permiso para que crucen el territorio nacional o los regresan a su país de origen.

En las últimas décadas el país centroamericano se ha convertido en un punto de tránsito de migrantes, especialmente de cubanos y africanos, que atraviesan los países de Centroamérica para llegar a Estados Unidos, cuyas autoridades han reforzado la seguridad en los últimos años en la frontera con México.

Honduras suscribió en septiembre de 2019 un acuerdo con Estados Unidos que busca atajar la migración irregular desde los países centroamericanos.

Según el acuerdo de cooperación difundido en mayo pasado por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, en inglés), los gobiernos de Honduras y Estados Unidos acordaron el envío al país centroamericano de los solicitantes de asilo a las autoridades estadounidenses.

El documento se suma a dos acuerdos similares de cooperación en materia de asilo alcanzados con Guatemala, el 26 de julio de 2019, y El Salvador, el 20 de septiembre del año pasado, respectivamente.

El convenio delega a Honduras la responsabilidad de examinar, de acuerdo con su sistema de determinación de protección, la solicitud de asilo de cualquier persona que haya hecho ese requerimiento al llegar a un puerto de entrada o al cruzar la frontera entre los puntos de entrada a Estados Unidos.

Esta potestad tiene efecto “en o después de la fecha de entrada en vigor del documento».

EE.UU. deberá determinar previamente las reclamaciones en el caso de los menores de edad no acompañados, de personas que hayan ingresado a este país con un visado u otro documento válido emitido por las autoridades estadounidenses y que no sea de tránsito o cuando se trata de sujetos que no han sido requeridos para obtener un visado en el país.

Fuente: EFE

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.