Descubierto el cuerpo de una mujer que llevaba muerta 12 años tras no acudir a vacunarse.

Lee y Comparte

Slider

@navas_mundial

El hallazgo del cuerpo sin vida de una anciana de 80 años que llevaría muerta unos 12 años ha dejado descolocado a todo el vecindario de la localidad de Cove, cerca de la ciudad escocesa de Aberdeen. Nadie sabía que había un cadáver en esa casa que habita desde hace años un «entrañable» hombre mayor, su marido.

La mujer, llamada Christina Malley, fue hallada el 25 de febrero aunque no fue hasta la semana pasada los medios locales han reportado sobre ello. Dos enfermeras acudieron a su domicilio después de que la víctima se ausentara de su cita en el centro sanitario para vacunarse contra la Covid-19.

El marido les abrió la puerta y les dijo que su esposa estaba en el extranjero, pero las trabajadoras sanitarias vieron algo sospechoso y, tras alejarse de la casa, alertaron a la policía. Los agentes encontraron después los restos de la mujer, que de estar viva tendría unos 80 años. Se cree que podría llevar muerta hasta unos 12 años, según informan medios locales.

La policía ha abierto una investigación para esclarecer los hechos de un caso que definen como «inexplicable».

Los testimonios de vecinos recogidos por Daily Record desvelan las misteriosas circunstancias del suceso. Todos habían visto alguna vez al hombre, pero nunca a la mujer, de hecho ni siquiera sabían que tenía una esposa.

«Llevo 22 años viviendo en esta zona y nunca he sabido que tuviera esposa o pareja, solo le he visto a él. Es muy triste», dice uno de los vecinos al medio local. «Es absolutamente desgarrador. Conozco al anciano, le saludo cuando le veo, es un hombre realmente entrañable», se lamentaba otro testimonio.

SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.