Cientos de detenidos se escapan de una cárcel en Nigeria tras ataque de Boko Haram

PHOTO-2021-02-01-11-38-37
WhatsApp-Image-2021-02-08-at-9.49.31-AM-300x300
jd letreros
CD03BD4F-CF11-4707-BB99-84C9271343C4
Playero
8CCE2FB0-7697-4E35-809A-F381BE783317
F1911753-0A7B-423F-84A2-4818C8AC0AE5
09AA900B-3293-4A8B-B975-1CD553E22C6C

Lee y Comparte

Shares

Abuya, Nigeria. –Presuntos hombres armados del grupo yihadista Boko Haram atacaron con explosivos una prisión cerca de la capital de Nigeria, Abuya, el martes por la noche y liberaron a cientos de reclusos, informó el miércoles el gobierno.

Los residentes de la zona dijeron que escucharon enormes explosiones el martes por la noche cerca de la prisión de seguridad media de Kuje, en las afueras de Abuya.

«Lo que sabemos es que son Boko Haram, vinieron específicamente para buscar a sus coconspiradores», dijo a la prensa el secretario del Ministerio del Interior, Shuaibu Belgore.

«Por el momento, hemos recuperado a unos 300 de los 600 que salieron de las celdas de la prisión», añadió.

Algunos de los presos se rindieron, otros fueron capturados, precisó.

Un guardia de seguridad murió en el ataque, dijo el portavoz del servicio penitenciario Abubakar Umar.

Según Umar, se está intentando determinar el número exacto de reclusos aún huidos.

En la mañana, las fuerzas de seguridad trasladaron a la cárcel, en una camioneta negra, una veintena de detenidos capturados, constató un corresponsal de la AFP en el lugar.

Este es el más reciente de una larga serie de ataques del mismo tipo en Nigeria, el país más poblado de África, donde las prisiones suelen estar superpobladas.

El año pasado, más de 1,800 reclusos se fugaron después de que hombres fuertemente armados bombardearan una prisión en el sureste del país.

Unas horas antes del ataque a la cárcel de Kuje, hombres armados tendieron una emboscada a un convoy de los servicios de seguridad del presidente Muhammadu Buhari –que no iba a bordo–, cerca de su ciudad natal, Daura, en el noroeste.

Está previsto que el mandatario viaje allí este fin de semana con motivo de una fiesta musulmana.

Dos agentes resultaron levemente heridos en el ataque y, por el momento, se desconoce la identidad de los autores.

Las fuerzas de seguridad están desplegadas en múltiples frentes: en el noreste una insurrección yihadista causa estragos desde 2009, en el noroeste y el centro operan varias bandas criminales y en el sureste hay movilizaciones separatistas.

SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.