Al Asad afirma que “agresión” de EE.UU. no detendrá guerra contra terroristas

4660A9A1-1317-4A47-AA0C-3A7B00B0EB2D
PHOTO-2021-02-01-11-38-37
WhatsApp-Image-2021-02-08-at-9.49.31-AM-300x300
jd letreros
D7F4F620-7C8D-442E-BA8D-23F67C6DE63B
CD03BD4F-CF11-4707-BB99-84C9271343C4
Tienda Jiménez
Playero
8CCE2FB0-7697-4E35-809A-F381BE783317

Lee y Comparte

[wpsr_share_icons icons="facebook,twitter,whatsapp,email,pdf" icon_size="32px" icon_bg_color="" icon_shape="drop"]

BEIRUT. El presidente sirio, Bachar al Asad, insistió ayer en que la “agresión” de EE.UU., Francia y el Reino Unido contra Siria del pasado 14 de abril no detendrá la guerra contra el terrorismo, durante una reunión en Damasco con el diplomático iraní Husein Yaberi Ansari.

Al Asad afirmó que esos Estados y sus “herramientas”, en referencia a sus aliados regionales, han apoyado a los terroristas desde el comienzo del conflicto en Siria, en marzo de 2011, según informó su oficina en un comunicado publicado en la aplicación de mensajería Telegram.

Aseguró que la “reciente agresión directa (de Estados Unidos, Francia y el Reino Unido) no ha triunfado para detener la guerra contra el terrorismo, que continuará hasta recuperar el control de todo el territorio sirio”.

Por su parte, Ansari, asistente del Ministerio de Exteriores iraní para Asuntos Políticos Especiales, dijo que el “verdadero motivo detrás de la agresión de EEUU, el Reino Unido y Francia son los éxitos logrados por el Ejército de la República Árabe de Siria y de sus fuerzas aliadas contra los terroristas”.

Ansari añadió que esos tres países temen que continúen las victorias del Ejército sirio y sus aliados “al mismo ritmo y que se expandan por nuevas zonas”.

La agencia de noticias oficial siria, SANA, agregó que durante el encuentro Al Asad y Ansari coincidieron en la importancia de fortalecer los lazos bilaterales y de coordinar sus posturas por el interés del pueblo sirio y el iraní, y para conseguir la estabilidad en la región.

Irán es uno de los principales aliados internacionales del Gobierno de Damasco y ha enviado a asesores militares y efectivos de la Guardia Revolucionaria al Estado árabe.

El pasado 14 de abril, EEUU, el Reino Unido y Francia lanzaron una ofensiva con misiles contra instalaciones gubernamentales sirias donde supuestamente se producían y almacenaban sustancias químicas.

El ataque fue en represalia por el supuesto bombardeo químico una semana antes contra una zona bajo control rebelde en las afueras de Damasco durante una ofensiva gubernamental.

SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

 

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.