Empresario Víktor But vuelve a Rusia tras un canje de prisioneros con EE.UU. por Brittney Griner

PHOTO-2021-02-01-11-38-37
WhatsApp-Image-2021-02-08-at-9.49.31-AM-300x300
jd letreros
CD03BD4F-CF11-4707-BB99-84C9271343C4
Playero
8CCE2FB0-7697-4E35-809A-F381BE783317
F1911753-0A7B-423F-84A2-4818C8AC0AE5
09AA900B-3293-4A8B-B975-1CD553E22C6C

Lee y Comparte

Shares

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia ha anunciado este miércoles que el ciudadano ruso Víktor But volvió al país en el marco de un canje de prisioneros por la baloncestista estadounidense Brittney Griner.

Desde la Cancillería precisaron que el intercambio de But, que cumplía una condena de 25 años por tráfico de armas en EE.UU., se completó en el aeropuerto de Abu Dabi (Emiratos Árabes Unidos). El avión que transporta a Víktor But aterrizará en el aeropuerto Vnúkovo de Moscú.

«Washington se negó categóricamente a dialogar sobre la inclusión del ciudadano ruso en el plan de intercambio. No obstante, la Federación Rusa siguió trabajando activamente por la liberación de nuestro compatriota», reza el comunicado oficial.

Por su parte, las autoridades de Emiratos Árabes Unidos y de Arabia Saudita precisaron en una declaración conjunta que Griner llegó a Abu Dabi en un ‘jet’ privado tras ser liberada por Rusia.

Mientras, la Casa Blanca informó que el presidente Joe Biden ya habló por teléfono con Griner, quien fue condenada en agosto en Rusia a 9 años de prisión por contrabando de aceite de cannabis y ya se encuentra rumbo a suelo estadounidense. «Está a salvo. Está en un avión. Está camino a casa», tuiteó Biden.

En un mensaje tras conocerse la noticia, Biden aseguró que Washington seguirá con las negociaciones con espíritu de buena fe para liberar a Paul Whelan, un exmarine sentenciado en Rusia por espionaje. El exmilitar, detenido a finales de diciembre de 2018 por el Servicio de Seguridad de Rusia, fue condenado en 2020 a 16 años en una colonia penal de máxima seguridad por el delito imputado.

La defensora del pueblo de Rusia, Tatiana Moskalkova, precisó que tanto But como Griner fueron indultados antes del canje para no cumplir el resto de sus penas, por lo que tienen libertad de movimiento.

Por su parte, María Butina, quien cumplió condena en EE.UU. por cargos de espiar para Moscú y luego volvió a Rusia, celebró la liberación de But tras hablar con su esposa. «Estoy enormemente feliz, menos mal que este intercambio sucedió. Acabo de hablar con Ala [But], se siente bien, es una heroína, es una esposa que ha permanecido fiel a su marido todos estos años. Es un modelo para todos nosotros, no hago más que felicitar a esta familia, estoy feliz, mi corazón canta. No abandonamos a los nuestros«, afirmó en declaraciónes al canal Zvezdá.

  • El empresario Víktor But fue detenido en Tailandia en 2008. Dos años después, fue extraditado a EE.UU. y acusado de intentar vender un cargamento de armas a un grupo terrorista colombiano. Un tribunal federal condenó en 2012 al ruso a 25 años de prisión, sin embargo, But se declaró inocente. Asimismo, desde Washington han rechazado repetidamente la petición de Moscú de deportarlo.
  • La deportista norteamericana fue detenida el 17 de febrero en el aeropuerto internacional Sheremétievo de Moscú tras el hallazgo de 0,702 gramos de la sustancia ilícita en su equipaje. Durante el juicio se declaró culpable, aunque aseguró que no tenía la intención de cometer ningún delito.
  • A lo largo de su carrera en la selección estadounidense, Griner se llevó el oro dos veces de la Copa Mundial del Baloncesto (2014, 2018), al tiempo que escaló a la cúspide del podio de los Juegos Olímpicos de 2016 y de 2020. Antes de su detención, la jugadora jugaba en el equipo de UGMK de la ciudad de Ekaterimburgo.

¿Quién es Víktor But?

Washington empezó a investigar las actividades del empresario ruso a finales de los noventa.

El 6 de marzo de 2008, But fue arrestado en Bangkok (Tailandia) por agentes de los servicios especiales de EE.UU. Según las autoridades del país norteamericano, But tenía planes de vender misiles tierra-aire a las FARC colombianas que luego podrían ser usados contra militares estadounidenses. El 6 de mayo, EE.UU. presentó oficialmente contra él acusaciones de tráfico ilícito de armas, conspiración para asesinar a ciudadanos estadounidenses y suministro de apoyo material a terroristas.

Chumsak Kanoknan / Gettyimages.ru

Inicialmente, el tribunal tailandés rechazó la petición de Washington de extraditar a But, al considerar que las acusaciones en su contra no estaban probadas y que el caso tenía motivaciones políticas.

Sin embargo, But no salió de prisión, ya que la Fiscalía local recurrió la decisión judicial. El 18 de febrero de 2010, la Procuraduría de Nueva York presentó nuevos cargos en su contra, incluidos los de fraude, blanqueo de dinero y violación de las sanciones internacionales que prohíben las transferencias de armas a focos de tensión. El 20 de agosto del mismo año, la corte de apelación del país asiático resolvió extraditar a But, quien posteriormente fue recluido en una cárcel neoyorquina. Durante las audiencias preliminares, los abogados del empresario ruso exigieron cerrar el caso, alegando que no estaba sujeto a la jurisdicción de EE.UU.

En octubre de 2011, se inició en Nueva York un juicio en su contra, durante el cual los servicios de inteligencia admitieron que su detención fue resultado de una «operación trampa«. No obstante, un antiguo socio de But confirmó que este tenía intención de suministrar armas a la guerrilla colombiana.

Un jurado encontró a But culpable de los cuatro cargos. Su condena final de 25 años fue anunciada por el tribunal federal de Nueva York el 5 de abril de 2012.

SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.